viernes, 9 de agosto de 2013

Soul

Le dije "quédate".
Y sonrió.
El sentimiento jamás se fue.
Igual que una cicatriz;
las hay tristes
y con finales felices.
Que lo que duele nunca es la herida
sino la caída.
Y hay marcas en el cuerpo
que se hacen con la lengua
con los ojos
con caricias noctámbulas.
Como cuando alguien guarda tu sueño
como cuando duermes mejor
si tienes quien te consuele de las pesadillas.

Le dije "quédate"
y se hizo de día.
Y el mar siempre saludó con la mano;
aún me debe un revolcón.
Y jamás se fue,
igual que estos tatuajes
que quieren decirnos algo
y a veces se nos olvida qué.
"Sigue andando"
estás arriba
o estás abajo.
Lo importante es
recordar la urgencia de actuar.

Y se hizo de día,
y subió la marea.
Y a mí me daba igual,
porque todo merecía la pena
cuando el coraje te saca de la jaula
y empiezas a sentir las alas
que quieren volar
solo para poder regresar al hogar;
que no le veo otro uso a la libertad
que el de poder ascender y,
siendo parte del cielo
decidir que lo que quieres es una sonrisa
en la que habitar.
Por eso esta tinta que recorre mi piel,
estos pies que,
aunque la cabeza se eleve,
tocan el suelo.
Y las manos que se agarran fuerte
para que todo lo que traigo de otro mundo
pueda derramarlo en este.

Llámalo magia,
llámalo X.
Estamos aquí para hacerlo mejor,
para dar todo lo que nadie nos dio,
o precisamente aquel privilegio
que un día tuvimos
y ahora estamos en deuda
para con la felicidad.
Para luchar en cada campo de batalla
como si fuésemos inmortales.
Para tener el valor de la dama
de Shalott
y bajar de la torre
a navegar,
porque vivir encerrados
encerrándonos
es lo que nos mata
y nos condena.

El valor de vivir,
el valor de volar,
el valor de mojarse,
de dejar caer el escudo
y seguir adelante.






No hay comentarios:

.~.Porque sueño no lo estoy. Por que sueño yo no estoy loco.~.

Reglamento de vuelo

Regla número I
"Queda prohibido tropezar más de tres veces con la misma piedra"

Regla número II
"No vale contener la respiración más de treinta segundos mientras se piensa en la misma persona"

Regla número III
"Prohibido leer los posos del café antes de las 18:00"

Regla número IV

"Todos los centímetros de tu piel son trampa"

Regla número V
"Todos los meses son buenos si estamos juntos
... incluído Octubre"


Regla número VI
"Sólo está permitido echar de menos una vez por canción"


Norma número VII
"Debes y puedes hacer todo lo que quieras, y cumplir sólo las normas que quieras"


Regla número VIII
"Cuando una chica dice "me da igual", significa que le importa... y mucho"

Regla número IX

"El orden de las reglas no altera el resultado"


Regla número X
"Hacer justicia significa pasarse al lado del mal, ése que siempre sabe a gominola"


Regla número XI
"Puedes saber cómo es una persona dependiendo del sabor de radical que beba"

Regla número XII
"Si una tostada te dice que sonrías, sonríe"


Regla número XIII
"Las tardes de café con baileys deben celebrarse únicamente cuando aún es de día"

Regla número XIV
"Una chica, a menudo se enfadará por lo que no hiciste o dijiste, no por algo que hayas hecho"

Regla número XV
"Los sueños, sueños son"

Regla número XVI

"Si quieres ganarte a un chico, gánate primero a todas las amigas de su novia [y a su novia después]"

Regla número XVII
"La pulpa del zumo de naranja, limón o pomelo ha de ser tratada como un igual, y respetada a pesar de su textura"

Regla número XVIII
"En cuanto dejas de contar salen los cálculos"

Regla número XIX
"Lo que en Octubre empieza, en Octubre debe terminar"

Regla número XX
"Dame un nombre, dame una sonrisa perenne.
Pero que te salga del pecho, de donde nacen los deseos."

Regla XXI
"Cumple todas tus promesas"

Regla XXII
"Siempre que nos separemos, será para reencontrarnos después"


Regla número XXIII

"Por que no (te diré que) amo, porque me asusta amar(te)"

Regla número XXIV
"Que veas a alguien sonreír no quiere decir, ni de
lejos, que realmente lo esté haciendo"

Regla número XXV
"La vida la conforman las pequeñas decisiones,no pienses a lo grande"

Regla número XXVI
"Cuanto más duro es el esfuerzo mayor es la gloria"

Regla número XXVII
"Nunca des una opinión negativa a una mujer sobre algo sobre lo que no te ha consultado. Y, aunque lo haya hecho, probablemente no quiera escuchar esa opinión; lo más seguro es que solo quiera algo bonito"

Regla número LVIII
"Nunca le demuestres a esa persona lo realmente importante que es para ti, no vaya a ser que se asuste"