jueves, 22 de mayo de 2008

Phone




Sonó el teléfono.
Una vez,
dos,
tres
...

hasta ocho despiadados timbres.


Y luego, tomando el tiempo suficiente para colgar y volver a marcar el número, volvió a intentar de arrancarme del vacío el grito afónico de una llamada que no era la tuya.
Y bajo las mantas podía escuchar las pisadas del gato sobre el tejado, en la noche, jugando a comerse las estrellas que tiemblan aterradas ante el señor felino, hambriento de besos que escasean y sueños que una tarde de abril hicieron las maletas y se marcharon, dejando todos los cajones vacíos y el teléfono sonando, para recordar[nos, me] siempre que no eras tú el que llamabas.
Bajo las sábanas me pregunto qué me pasó para acabar así, y si tu alguna vez también te lo preguntas, en uno de esos ataques de compasión que solían darte, a ti, el salvador de la humanidad, y que a mí tanto me dolían por lo impersonal de estos.
Y es que acabé llorando cada noche por si regresabas, a consolarme, como siempre hacías con las princesas en apuros.
Aunque supongo que el sabor de mis lágrimas hacía mucho que había arrastrado la pureza de las doncellas, y tú lo sabías muy bien.
El teléfono volvió a sonar para recordarme de nuevo que continuaba atada a una vida que ya no me pertenecía.
Por fin decidí derrumbar la fortaleza de cojines que usé para protegerme del invierno y contesto, aún imaginando que eres tú el que llamas, sólo para preguntar qué tal, enmascarando un "te echo de menos".
La voz pausada y suave de una teleoperadora me pregunta acerca de la conformidad sobre un servicio que ni siquiera recuerdo poseer... asiento a todas sus palabras, esperando aún que la mujer dejé de hablar para ver si te acierto a encontrar entre los puntos y aparte de las frases.
Luego cuelgo y regreso a escuchar el teléfono soñar, pensando que, quizás, la próxima vez, no acuda a contestar, no vaya a ser que te dignes a llamarme y hacerme sonreir[te] de esa forma que juré olvidar.

1 comentario:

Yuki dijo...

ains, te queru >.<


ya veras, los principes azules tambien aparecen, hoy estoy seguro de eso ^^

.~.Porque sueño no lo estoy. Por que sueño yo no estoy loco.~.

Reglamento de vuelo

Regla número I
"Queda prohibido tropezar más de tres veces con la misma piedra"

Regla número II
"No vale contener la respiración más de treinta segundos mientras se piensa en la misma persona"

Regla número III
"Prohibido leer los posos del café antes de las 18:00"

Regla número IV

"Todos los centímetros de tu piel son trampa"

Regla número V
"Todos los meses son buenos si estamos juntos
... incluído Octubre"


Regla número VI
"Sólo está permitido echar de menos una vez por canción"


Norma número VII
"Debes y puedes hacer todo lo que quieras, y cumplir sólo las normas que quieras"


Regla número VIII
"Cuando una chica dice "me da igual", significa que le importa... y mucho"

Regla número IX

"El orden de las reglas no altera el resultado"


Regla número X
"Hacer justicia significa pasarse al lado del mal, ése que siempre sabe a gominola"


Regla número XI
"Puedes saber cómo es una persona dependiendo del sabor de radical que beba"

Regla número XII
"Si una tostada te dice que sonrías, sonríe"


Regla número XIII
"Las tardes de café con baileys deben celebrarse únicamente cuando aún es de día"

Regla número XIV
"Una chica, a menudo se enfadará por lo que no hiciste o dijiste, no por algo que hayas hecho"

Regla número XV
"Los sueños, sueños son"

Regla número XVI

"Si quieres ganarte a un chico, gánate primero a todas las amigas de su novia [y a su novia después]"

Regla número XVII
"La pulpa del zumo de naranja, limón o pomelo ha de ser tratada como un igual, y respetada a pesar de su textura"

Regla número XVIII
"En cuanto dejas de contar salen los cálculos"

Regla número XIX
"Lo que en Octubre empieza, en Octubre debe terminar"

Regla número XX
"Dame un nombre, dame una sonrisa perenne.
Pero que te salga del pecho, de donde nacen los deseos."

Regla XXI
"Cumple todas tus promesas"

Regla XXII
"Siempre que nos separemos, será para reencontrarnos después"


Regla número XXIII

"Por que no (te diré que) amo, porque me asusta amar(te)"

Regla número XXIV
"Que veas a alguien sonreír no quiere decir, ni de
lejos, que realmente lo esté haciendo"

Regla número XXV
"La vida la conforman las pequeñas decisiones,no pienses a lo grande"

Regla número XXVI
"Cuanto más duro es el esfuerzo mayor es la gloria"

Regla número XXVII
"Nunca des una opinión negativa a una mujer sobre algo sobre lo que no te ha consultado. Y, aunque lo haya hecho, probablemente no quiera escuchar esa opinión; lo más seguro es que solo quiera algo bonito"

Regla número LVIII
"Nunca le demuestres a esa persona lo realmente importante que es para ti, no vaya a ser que se asuste"