jueves, 23 de julio de 2009

yenoM


Se sentó a su lado, sentía el vértigo de quien trata de retener y amaestrar demasiadas ideas al mismo tiempo, lo cual la llevaba directamente a la imperiosa necesidad de sentarse, cuanto menos.
El carrusel giraba y giraba, bajo las miradas de madres deslumbradas por los focos que trataban de emular las luces de un éxito que no alcanzaron. Engullendo a los niños que éstas ofrecían como sacrificios humanos, para expulsarlos de su interior más tarde, probablemente por la indigestión del capitalismo.
Reír costaba un precio.
Jugar costaba un precio.
La fama costaba un precio.
¡Por no hablar de todas aquellas cosas que realmente tenían un precio estipulado y admitido!
Vivir entre tantas cosas intangibles le hacía dudar, le obligaba a dejarse caer en el primer banco y a serenarse. ¿Cuánto le costaría ese tiempo en el banco?¿Cuánto tiempo debía de seguir pagando su vida?
Le aterraba tener que estar eternamente hipotecada por su tiempo, por su vida.

La mujer que tenía a su lado pareció comprender a la perfección su pensamiento. Ella la miró, era lógico: Las pieles y el bolso de marca indicaban que era una de esas personas que pagan lo tangible y lo intangible. Los que más pagan. Los que más tienen. Lo pagan todo.
Simpatizando con su situación la mujer acostumbrada a pagar le tendió unas cuantas monedas que tintinearon al caer al suelo.
Lo pagan todo.

Antes de que la mujer se fuera le hubiese gustado devolverle el favor y darle algo de ése capital tan escaso que, aunque se lo hubiese metido en el bolsillo, nadie habría podido encontrar.

Todo ha de ser sacrificado. Para obtener algo hay que dar algo de igual valor.
Todo ha de ser sacrificado... Incluso aquel adorable cerdito de porcelana...

3 comentarios:

Ove dijo...

...probablemente por la indigestión del capitalismo.

Cómo expresarte mi admiración hacia tus largiruchos dedos y tu talento escurridizo?

[O hacia tí, en su totalidad.]

Va. Pongamos un ejemplo. Pagando el precio de un viaje. Un viaje que me traerá algo que jamás podré pagar.

Electricidad estática a tu lado durante 4 días.

Adolfo Payés dijo...

un placer inmenso leerte. y haber encontrado tu blog.. te sigo.. y me llevo tu blog a enlazarlo al mio de poemas para poder leerte con mas frecuencia..

un abrazo
saludos fraternos

marta dijo...

Hola Guri.
Yo te encontré, gracias a tu ego ;) en Youtube y ya de ahí a tu blog. A ver si haces más videos, son geniales, las entradas del blog las sigo también y se agradecen, al igual que los comentarios.
Un saludo.
M.

.~.Porque sueño no lo estoy. Por que sueño yo no estoy loco.~.

Reglamento de vuelo

Regla número I
"Queda prohibido tropezar más de tres veces con la misma piedra"

Regla número II
"No vale contener la respiración más de treinta segundos mientras se piensa en la misma persona"

Regla número III
"Prohibido leer los posos del café antes de las 18:00"

Regla número IV

"Todos los centímetros de tu piel son trampa"

Regla número V
"Todos los meses son buenos si estamos juntos
... incluído Octubre"


Regla número VI
"Sólo está permitido echar de menos una vez por canción"


Norma número VII
"Debes y puedes hacer todo lo que quieras, y cumplir sólo las normas que quieras"


Regla número VIII
"Cuando una chica dice "me da igual", significa que le importa... y mucho"

Regla número IX

"El orden de las reglas no altera el resultado"


Regla número X
"Hacer justicia significa pasarse al lado del mal, ése que siempre sabe a gominola"


Regla número XI
"Puedes saber cómo es una persona dependiendo del sabor de radical que beba"

Regla número XII
"Si una tostada te dice que sonrías, sonríe"


Regla número XIII
"Las tardes de café con baileys deben celebrarse únicamente cuando aún es de día"

Regla número XIV
"Una chica, a menudo se enfadará por lo que no hiciste o dijiste, no por algo que hayas hecho"

Regla número XV
"Los sueños, sueños son"

Regla número XVI

"Si quieres ganarte a un chico, gánate primero a todas las amigas de su novia [y a su novia después]"

Regla número XVII
"La pulpa del zumo de naranja, limón o pomelo ha de ser tratada como un igual, y respetada a pesar de su textura"

Regla número XVIII
"En cuanto dejas de contar salen los cálculos"

Regla número XIX
"Lo que en Octubre empieza, en Octubre debe terminar"

Regla número XX
"Dame un nombre, dame una sonrisa perenne.
Pero que te salga del pecho, de donde nacen los deseos."

Regla XXI
"Cumple todas tus promesas"

Regla XXII
"Siempre que nos separemos, será para reencontrarnos después"


Regla número XXIII

"Por que no (te diré que) amo, porque me asusta amar(te)"

Regla número XXIV
"Que veas a alguien sonreír no quiere decir, ni de
lejos, que realmente lo esté haciendo"

Regla número XXV
"La vida la conforman las pequeñas decisiones,no pienses a lo grande"

Regla número XXVI
"Cuanto más duro es el esfuerzo mayor es la gloria"

Regla número XXVII
"Nunca des una opinión negativa a una mujer sobre algo sobre lo que no te ha consultado. Y, aunque lo haya hecho, probablemente no quiera escuchar esa opinión; lo más seguro es que solo quiera algo bonito"

Regla número LVIII
"Nunca le demuestres a esa persona lo realmente importante que es para ti, no vaya a ser que se asuste"